Noticias de Otavalo

Con la presencia de comunidades de los pueblos kayambi y karanki, pertenecientes a la parroquia San Pablo, del Cantón Otavalo, y Angochagua, cantón Ibarra, se realizó la inauguración de los 14.5 kilómetros de la vía asfaltada que une a estas dos parroquias, en un evento organizado en el estadio de la comunidad Ugsha.

ASISTENTES. Al menos unos 2 mil habitantes de las comunidades Casco Valenzuela, Ugsha, Angla, Loma Cunga, Abatag, Cusimpamba, Gualabí, Imbabura, Cochaloma de las parroquias beneficiadas asistieron al evento que se convirtió en una verdadera fiesta para celebrar este acontecimiento que para los habitantes de estas comunidades, es histórico.
EVENTO. El evento dio inicio con una caminata de las autoridades y beneficiarios, desde la comunidad Angla. Al compás de una banda musical y músicos de la zona, recorrieron aproximadamente un kilómetro hasta llegar al estadio de Ugsha, lugar en donde se desarrolló un evento cultural, en el que no faltó el ritual de purificación.
HABITANTE. José Yánez, habitante de la comunidad Cochas, aseguró que la vía asfaltada ayudará a que la comercialización de productos sea más efectiva. ‘La mayoría de estas poblaciones somos agricultores y ganaderos. Con esta vía de primera calidad estamos seguros que podremos llegar rápidamente a los mercados e intercambiar nuestros productos’, dijo el habitante.
INVERSIÓN. En la inauguración, el prefecto Jurado resaltó la importancia de haber impulsado la culminación de este proyecto, al que calificó de gran trascendencia para el desarrollo de los poblados rurales que antes ni siquiera podían pensar en que obras como esta se realicen en sus localidades.
El Banco del Estado fue la entidad que, a través de un crédito de 2´557.000 dólares, facilitó la inversión. Adicionalmente, la prefectura inyectó un presupuesto de 843.000 con lo cual se hizo posible el asfaltado de este tramo de carretera.

Buscar